Conoce más sobre la R.I.

Procedimientos

La Radiología Intervencionista, que se basa en la realización de procedimientos mínimamente invasivos guiados por imágenes, está cobrando cada vez más importancia en el diagnóstico de enfermedades y se está convirtiendo en una excelente alternativa al tratamiento quirúrgico de muchas condiciones médicas.

Acá encontrará una lista de los principales procedimientos que se pueden realizar con Radiología Intervencionista:

Angiografía

  • Examen de rayos X de las arterias y venas para diagnosticar estrechamientos y otros problemas que puede haber en los vasos sanguíneos. A través de un catéter se inyecta un medio contraste gracias al cual las arterias o venas se pueden visualizar mediante rayos X.
Angioplastia con balón
  • Con un pequeño balón que se introduce en los vasos sanguíneos se abren los estrechamientos y bloqueos. Los radiólogos intervencionistas usan este método para despejar obstrucciones en los brazos y las piernas (causados por la llamada enfermedad vascular periférica o EVP), en los riñones, el cerebro u otras partes del cuerpo.
Drenaje y colocación de stent biliar
  • En el drenaje biliar se usa un stent (un pequeño tubo de malla) para abir conductos obstruidos y así permitir que la bilis salga del hígado.
Acceso venoso central
  • Un acceso venoso central consiste de un tubo que se introduce en un vaso sanguíneo para administrar medicamentos o sustancias nutritivas directamente através del sistema sanguíneo y/o para extraer sangre.
Quimioembolización
  • Se entiende por quimioembolización la administración de medicamentos que combaten el cáncer en el propio lugar donde éste se encuentra. Este método se usa sobre todo para combatir algunos tipos de cáncer que afectan al sistema endocrino, como los melanomas y el cáncer de hígado.
Embolización
  • En una embolización se introducen agentes que provocan la coagulación de la sangre, como pequeñas espirales, partículos de plástico, material colágeno u otros en los vasos que se quieran cerrar, como los que están dando lugar a una hemorragia o que suministran sangre a un fibroma uterino.
Cateterización de la trompa de Falopio
  • En este tratamiento contra la infertilidad se usa un catéter para abrir las trompas de Falopio bloqueadas sin necesidad de cirurgía.
Tubo de gastrostomía
  • Un tubo de gastrostomía es un tubo de alimentación que se introduce en el estomago de los pacientes que no pueden ingerir suficiente alimento por la boca.
Mantenimiento del acceso de hemodiálisis
  • Para abrir los acceso de hemodiálisis obstruidos se puede realizar una angioplastia o una trombolisis con el fin de poder usar estos accesos para llevar a cabo una hemodiálisis en casos de problemas renales.
Telangiectasia hemorrágica hereditaria (THH)
  • La THH o síndrome de Rendu-Osler-Weber es un trastorno genético hereditario de los pequeños vasos sanguíneos que afecta a uno de cada 2.500 – 40.000 personas en Europa, aunque hay diferencias regionales. El síndrome hace que la sangre pase de las arterias directamente a las venas, creando vasos debilitados y dilatados que pueden dar lugar a una ruptura.
Biopsia con aguja
  • La biopsia con aguja, una alternativa a la biopsia quirúrgica, es un examen diagnóstico que permite detectar el cáncer de mama, de pulmón y otros tipos de cáncer.
Ablación por radiofrecuencia
  • En la ablación por radiofrecuencia se usa la energía de las ondas de radio para destruir los tumores cancerígenos.
Stents
  • Un stent es un pequeño tubo de malla de plástico o acero inoxidable que se usa para tratar diferentes procesos. Así, por ejemplo, se pueden mantener abiertos los vasos estrechados u otros conductos orgánicos obstruidos por tumores u otras causas.
Stents cubiertos (stent grafts)
  • Con un stent graft se refuerza la zona rota o dilatada de una arteria (aneurisma). Este pequeño tubo de malla con el que se "parchea" la arteria también se llama endograft.
Trombolisis
  • Una trombolisis es la disolución de un coágulo de sangre a través de una inyección de un agente trombolítico (que disuelve los coágulos) en la zona donde se encuentra el propio coágulo.
Shunt transyugular intrahepatico Portosistémico (TIPS)
  • En este procedimiento se restaura el flujo de sangre a nivel hepático, con lo que se previenen las hemorragias e incluso se puede salvar la vida de pacientes con una grave malfunción del hígado.
Embolización de la arteria uterina
  • Con una embolización de la arteria uterina se pueden parar las peligrosas hemorragias post-parto, evitando la necesidad de realizar una histerectomía (la extirpación del útero). El mismo método se usa para tratar los miomas uterinos, en cuyo caso se llama embolización de mioma uterino o UFE (de su denominación en inglés: uterine fibroid embolization).
Embolización de mioma uterino
  • Para tratar los miomas uterinos (dolorosos tumores benignos, en muchos casos de gran tamaño) se lleva a cabo una embolización de las arterias que alimentan el tumor.
Vertebroplastia
  • La vertebroplastia es un procedimiento ambulatorio para tratar por ejemplo fracturas de la columna vertebral llevado a cabo bajo sedación consciente que consiste en la introducción de una aguja a través de una pequeña incisión en la espalda del paciente. Con la ayuda de la fluoroscopia (rayos x continuos) el radiólogo intervencionista dirige la aguja hacia la vértebra fracturada. Entonces se inyecta cemento óseo en el cuerpo vertebral que se endurece en unos 15 minutos estabilizando la fractura.

Otros procedimientos

  • Terapéuticos
    • Drenaje de colecciones intraabdominales guiados por tomografía.
  • Drenaje de abcesos hepáticos, Psoas, guiado por tomografía
    • TIPS. Derivaciones Portosistemicas para tratamiento de Hipertensión Portal.
  • Diagnósticos
    • Detección Prequirúrgica de Insulinomas, con estímulo arterial.
    • Detección de Prolacinomas en Hipófisis con estímulo arterial.
    • Biopsias de Nódulos sospechosos en tiroides y mama, guiados por ecografía.
    • Biopsia de Lesiones Hepáticas guiadas por tomografía.
    • Ultrasonido Doppler de miembros inferiores y carótidas.


Beneficios

  • No es necesario el uso de anestesia general
  • Los procedimientos son menos dolorosos para los pacientes
  • Generalmente, el tiempo de recuperación es más cortos y los pacientes pueden volver antes a sus actividades normales
  • Los procedimientos tienen menos efectos colaterales y complicaciones
  • El paciente se ahorra la cicatrización y las complicaciones asociadas a la cirugía abierta
  • Estos procedimientos a menudo son menos costosos que las cirugías u otras alternativas


Qué Tratamos

La Radiología Intervencionista, que se basa en la realización de procedimientos mínimamente invasivos guiados por imágenes, está cobrando cada vez más importancia en el diagnóstico de enfermedades y se está convirtiendo en una excelente alternativa al tratamiento quirúrgico de muchas condiciones médicas. Acá encontrarás algunas:

Aneurismas

  • Un aneurisma es un ensanchamiento o dilatación anormal de una porción de una arteria, que tiene relación con una debilidad en la pared de dicho vaso sanguíneo. En muchos casos los aneurismas pueden ser tratados por radiólogos intervencionistas sin necesidad de acudir a la cirugía abierta. Se introduce un catéter fino en el vaso para introducir un dispositivo que impide que la sangre pase por el aneurisma.
Malformaciones arteriovenosas (MAV)
  • Las malformaciones arteriovenosas son vasos sanguíneos anormales en el cerebro u otras partes del cuerpo. Si no son tratadas, pueden romperse y causar una hemorragia que puede ser fatal. En muchos casos estas anomalías pueden ser tratadas por radiólogos intervencionistas sin cirugía a través de un procedimiento en el que se introduce un catéter y se inyecta una sustancia que evita que la sangre pueda pasar a los vasos afectados.
Hemorragias internas
  • Cuando un paciente sufre una hemorragia interna debido a un vaso roto por un accidente u otro traumatismo, el radiólogo intervencionista determina la ubicación exacta del vaso afectado mediante una angiografía. A continuación inyecta una sustancia coagulante, como material colágeno o pequeñas espirales a través de un catéter para parar la hemorragia.
Coágulos de sangre
  • Los coágulos de sangre que se forman en las venas profundas de la pierna (conocidos como trombosis venosa profunda o TVP) pueden causar una inflamación crónica de las piernas y dolor al caminar. Además existe el gran riesgo de que los coágulos puedan pasar al corazón o a los pulmones, una complicación que pone en peligro la vida del paciente (embolia pulmonar). Los radiólogos tratan la TVP disolviendo el coágulo con la llamada terapia trombolítica. Con ella se re-abre el vaso al flujo sanguíneo y se previenen los daños permanentes del vaso, un efecto secundario común de la TVP.
Filtros de coágulos de sangre
  • Los pacientes con ciertas enfermedades crónicas u otros problemas que no les permiten moverse durante mucho tiempo corren el riesgo de que se les formen coágulos sanguíneos que pueden pasar al corazón o a los pulmones. Los radiólogos intervencionistas pueden introducir pequeños filtros (llamados filtros de vena cava) en un vaso para atrapar y disolver dichos coágulos de sangre.
Tratamientos para el cancer
  • Algunos tipos de cancer, como por ejemplo aquellos que afectan el sistema endocrino y se han propagado al hígado, pueden ser tratados con medicamentos que se administran directamente en el sitio del tumor en un procedimiento llamado quimioembolización.
Hipertensión
  • La causa de la hipertensión, en algunos pacientes, puede ser un estrechamiento de las arterias renales. En muchos casos este problema, llamado hipertensión renal, puede ser tratado con la ayuda de la angioplastia.
Drenaje de infecciones y abscesos
  • Un gran número de enfermedades pueden causar infecciones permanentes (abscesos). Estas infecciones pueden ser drenadas con un tubo fino (catéter) que se introduce a través de una pequeña incisión en la piel y se lleva hasta el sitio de la infección.
Obstrucción del tracto urinario
  • El uréter, el tubo por el que la orina pasa de los riñones a la vejiga, puede obstruirse por cálculos renales u otros tipos de obstrucciones. Para tratar esta condición el radiólogo intervencionista introduce un catéter a través de una pequeña incisión en la piel y lo lleva hasta el riñón obstruido para drenarlo.